226613300

“E-commerce” se populariza por mayor confianza en las plataformas digitales

El masivo acceso a internet que vive hoy la sociedad ha obligado a las empresas de diversos rubros a utilizar el “e-commerce” como parte de sus servicios. Y llegar a los clientes a través de una plataforma digital de compra es una tendencia que, al menos en Chile, no deja de aumentar.

De acuerdo a un estudio realizado por GfK Adimark y Mercado Libre, dos tercios de los chilenos busca productos y servicios en internet, como mínimo una vez por semana.

Según Irene Mayer-Beckh, directora de la carrera de Publicidad de Duoc UC sede Concepción, el aumento del “e-commerce” en los últimos años es evidente y que esto se debe a varios factores, entre ellos el aumento del uso de celular inteligente y las tablets para realizar la adquisición de productos, sin horarios ni distancias que complejicen la acción de hacer una compra.

En este sentido, la especialista señala que además de las ofertas y los precios más convenientes para el consumidor, también es un punto llamativo para las empresas, dado el ahorro que se debería producir en términos de logística y en el personal.

Asimismo, Mayer-Beckh recalca que el aumento de los días de “e-commerce” como “Cybermonday” han ido impregnándose en la sociedad actual, a nivel mundial. “Otro factor que ha incrementado la cultura de la compra on line son las crecientes Cybermonday o Cyberday que se promocionan cada vez con mayor frecuencia”, menciona.

VENTAJAS VÍA ON LINE      

Según la última encuesta realizada por GfK Adimark y Mercado Libre, aplicada vía web a una muestra de 1.127 personas, indica que 3 de cada 4 personas compran artículos por internet en Chile.

A su vez, el análisis reveló que son los jóvenes activos laboralmente los que más acceden a comprar por internet. Sin embargo, un 25% del grupo etario de 65 años o más adquiere productos vía on line, por lo menos, una vez al mes.

Las ventajas de comprar vía on line, menciona Mayer-Beckh, son múltiples. “Según lo que cada uno busca o evita, desde hacer fila, estacionamiento, trasladarse para comprar o trasladar lo comprado. Y también está la ventaja de que el mundo es el límite, ya no hay que viajar para adquirir productos o tener la moneda de ese país, todo está a un par de click y pagable con la tarjeta de crédito”, agrega.

Sobre las redes sociales, además de que se han comenzado a usar para vender y comprar, las define como un canal entre las marcas y los consumidores. “Generan contenido a las marcas, las hacen cercanas y así tienen una oportunidad de interactuar, lo que ocurre entre el consumidor y el producto”, establece.

Lo anterior genera valor y diferenciación con la competencia, no obstante, si no hay alguien preocupado y activo en las interacciones de las redes sociales puede ser una herramienta que genere justo lo contrario: desconfianza. “Esto, porque las estafas son fáciles de hacer, aprovechando la no presencia física comprador-vendedor”, subraya.

POSIBLES RIESGOS

Y aunque lo mencionado por la experta reflejan que el comercio a través de internet tiene varios aspectos favorables para el consumidos, Teddy Duhart, Community Manager de la Universidad San Sebastián y director general de Digitalia, destaca que sí existen ciertos riesgos.

Uno de ellos se puede elegir mal un producto o fallar en la talla o dimensiones. “El mayor riesgo es elegir equivocadamente algo, ya que el proceso de cambio puede resultar más largo que en la compra tradicional. Asimismo, siempre deben preferirse los sitios con certificados de seguridad comprobables, a fin de resguardar los datos personales o de sus tarjetas de crédito”, advierte.

Por otra parte, debido a la polémica que sufrió Facebook hace algunas semanas, llama la atención la importancia de cuidar la privacidad de los usuarios y sus datos. A lo que se refiere es que “como existen muchos sitios pequeños que instauran compra on line sin contar con las medidas suficientes de seguridad para preservar los datos de los usuarios, siempre es mejor preferir sitios grandes, contrastados y con tradición en este ámbito”.

Bajo la experiencia de Duhart, el aumento del “e-commerce”, o de las compras por internet, han aumentado porque la población, paulatinamente, ha ido confiando más en las plataformas digitales y los métodos de envío se han ido perfeccionando con el tiempo. “Hoy, la experiencia de comprar por Internet ofrece muchas ventajas respecto a la compra tradicional, sobre todo en comodidad. Algo que sin duda ha facilitado su adopción es la instauración del retiro en tienda, lo que funciona como un punto medio sencillo de entender y probar”, concluye.

Fuente: http://www.elsur.cl/impresa/2018/04/25/full/cuerpo-principal/16/